Reactivación de la Guardia Nacional como cuarta fuerza militar de la República

0 votos, promedio: 0,00 de 50 votos, promedio: 0,00 de 50 votos, promedio: 0,00 de 50 votos, promedio: 0,00 de 50 votos, promedio: 0,00 de 5 (0 votos, promedio: 0,00 de 5)
Tienes que registrarte como miembro para valorar esto.
Cargando...
Compartir:

Artículo publicado en Mayo 2016

Como diputado federal de la 60 Legislatura me permití proponer la activación de la Guardia Nacional, como la cuarta Fuerza Militar de la República, reclutada, organizada, adiestrada, administrada y comandada por la Secretaría de la Defensa Nacional, bajo principios rectores decididos por el ciudadano Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos, como Comandante Supremo de las Fuerzas Armadas.

Lo hice tomando en consideración los siguientes aspectos generales:

La Guardia Nacional se encuentra considerada en diferentes artículos de la Constitución Política de la República, y mencionan en los mismos a importantes integrantes de la Nación, es decir al Presidente de la República, a las Cámaras de Senadores y Diputados, al pueblo de México, en especial a sus jóvenes que serían los que la integrarían.

Lo hice tomando en consideración también a la situación desastrosa de inseguridad pública que se desato desde que tomo posesión de la presidencia Felipe Calderón a finales de 2006 y que se ha ido agravando como oportunamente el suscrito y otros diputados le hicimos saber al Gobierno Federal, en especial a la Secretaría de Relaciones Exteriores, en reuniones en la Cámara de Diputados.

La “estrategia” del gobierno federal de Felipe Calderón de incluir a un elemento externo, el gobierno de Estados Unidos, a través del Pentágono y sus agencias de información, en la solución del problema fue el detonante y agravante de esa “estrategia”; desgraciadamente el presidente de la República y sus consejeros de la Secretaría de Relaciones Exteriores y de la Procuraduría General de la República, ignoraron aún después de más de ciento cincuenta mil muertos, que Estados Unidos no ayuda a países a resolver problemas, que Estados Unidos desestabiliza países, para penetrarlo con sus fuerzas armadas y sus servicios de información, y explotar en su provecho y de las compañías transnacionales de esa nación los recursos naturales de sus países.

Esta política internacional de Estados Unidos con pretensiones de ayuda que en realidad busca ventajas para ese país, es conocida en todo el mundo por lo menos, varios países de Sudamérica la conocen; varias naciones de Asia la conocen entre ellos los más importantes países de esa región, y se puede asegurar también que todos los países del Medio Oriente la conocen; no se diga también de los países Europeos, muchos de los cuales desgraciadamente son cómplices de los Estadounidenses en esta política.-

Es inconcebible que un gobierno aún disfuncional como el de México, con más de tres mil kilómetros de frontera la desconozca, y más aún con la historia de relaciones bilaterales, en las que irremediablemente hemos sido los agredidos y los perdedores.

Con la Iniciativa Mérida Estados Unidos penetró incluso en las áreas gubernamentales de procuración de justicia con presencia personal de sus agentes o servidores y aún algo que puede ser más grave, con compañías civiles estadounidenses contratadas por el gobierno de Estados Unidos, para trabajar y decidir en áreas gubernamentales mexicanas.

Estos funcionarios disfuncionales mexicanos cometieron la torpeza además de señalar que Colombia había solucionado sus problemas de narcotráfico y crimen organizado mediante el llamado pomposamente Plan para la Paz, la Prosperidad y el fortalecimiento del Estado con la participación de Estados Unidos. Funcionarios mexicanos fueron a Colombia y colombianos vinieron a México. Uno de ellos, el más obsecuente ante Estados Unidos, Genaro García Luna, hasta fue condecorado por ese país. La realidad que vive Colombia cuatro años después de esos eventos, nos dice que tuvo en 2011 el doble de asesinatos que México; que hay diez mil guerrilleros en activo que ocupan firmemente más de cincuenta mil kilómetros cuadrados de territorio colombiano, y que el avance del gobierno se ha estancado en contra de los movimientos guerrilleros, las mafias del narcotráfico, y lo paramilitares; muy lejos de la realidad que pintaron a sus países hace años los funcionarios mexicanos y colombianos.

La tragedia mexicana que vivimos con respecto a la seguridad pública, su enorme degradación institucional, y la inoperancia de los gobiernos federal, estatal y municipal, se deriva grandemente de la impunidad y de la corrupción de los órganos que aplican y ayudan en la aplicación de la ley. Baste decir que según información oficial en el 98% de los delitos ni siquiera se inicia la investigación correspondiente. Considero difícil que haya otro país en el mundo de cualquier continente y de cualquier ideología que tenga esta degradación.

La propuesta de activación de la Guardia Nacional, está vigente, fue aprobada por la fracción parlamentaria del PRI de la 60 Legislatura en la Cámara de Diputados. No pasa ni ha pasado de moda, la tengo íntegra y completa para que un gobierno responsable la retome. No veo otra propuesta constitucional, gubernamental y patriótica que pueda hacer frente al crimen organizado y al narcotráfico, en el corto, mediano y largo plazo.

La degradación de las policías federales, estatales y municipales; de los órganos de procuración de justicia; y de la ineficacia para hacer cumplir la ley es tan grave que no existe otra alternativa a que una Fuerza Militar Constitucional, como se encuentra en otros Estados exitosos de todo el mundo, se active, organice y adiestre para hacer frente a tal situación.

La propuesta de activación de la Guardia Nacional responde entonces a:

-A la alta corrupción policíaca de muchos años.

-A la desintegración y desmantelamiento de unidades policíacas en todo el país imposibilitando por ello tener policías adiestradas. Un ejemplo: en el actual sexenio tanto el Presidente de la República como otros funcionarios federales, le han informado a la opinión pública desde el inicio del gobierno, que están trabajando para tener una policía adiestrada y sin corruptelas.

-Coordinación con la Procuraduría General de la República, Gobiernos Estatales u otras autoridades en sus acciones.

-Es constitucional. Desde 1857 está ahí. Deriva de la Constitución de Cádiz de 1812 y de otras constituciones de antes de la de 1857.

-Se activaría con personal procedente de escuelas militares. Con reclutamiento, administración, organización, control, adiestramiento, disciplina, comando y se le aplicarían leyes y reglamentos militares para todos los efectos. Además tendrían el más avanzado adiestramiento policíaco. No podrían hacer huelgas, no podrían hacer paros, por ser una institución militar. No serían medio policías y medio militares; serán totalmente militares. No se robarían o perderían su armamento.

La activación de la Guardia Nacional será el más importante activo constitucional, de la Presidencia de la República para combatir con eficacia al narcotráfico y al crimen organizado.

Compartir:
Do NOT follow this link or you will be banned from the site!